Día escolar de la no violencia y la paz en el «Sebastián de Córdoba»

04-02-2012.

El pasado lunes, 30 de enero, el colegio LA EXPLANADA tuvo a bien celebrar un acto lúdico y educativo en el patio del centro en el que disfrutaron todos: alumnado, profesorado y familiares… En días anteriores, se había estado trabajando, en cada aula, la paz y la no violencia como tema nuclear del que se puede obtener: solidaridad, concordia, perdón, paz de espíritu, aceptación de todos…

En definitiva, los escolares practicaron cómo resolver los problemas cotidianos y de diferencias de opinión o criterio por medio del intercambio de ideas y palabras, sin hacer uso de la violencia física o psíquica, a la que ‑por desgracia‑ estamos tan acostumbrados en nuestra sociedad actual…

Doña Aurora comenzó a las 13 horas, dirigiéndose a todos los presentes y resumiendo, en un didáctico parlamento, los pormenores del día que se celebraba: su fundador fue Llorens Vidal Vidal, un poeta y pacifista mallorquín en 1964; se lleva a cabo el 30 de enero en honor a Gandhi, paladín de la no violencia…

El día estaba soleado pero más que fresco. Como solemos decir en Úbeda: «Sol con uñas…». Los albañiles, desde la nueva sección que se está construyendo, admiraron el espectáculo de la Paz que se les brindaba…

Luego intervino el alumnado de infantil que interpretó y cantó una canción de la paz; después los alumnos de primer ciclo recitaron una poesía pacífica. Seguidamente, todos los asistentes cantaron “Los niños queremos la Paz”. A continuación, algunos niños y niñas de cuarto recitaron inspiradas poesías sobre la paz. Varios alumnos de cuarto y sexto conformaron una graciosa orquesta de cámara interpretando “El himno a la alegría”.

Nuevamente los escolares disfrutaron cantando e interpretando “La muralla”. Los alumnos de 6.º B recitaron unas poesías pacifistas que habían sido compuestas por ellos mismos. Después, todos cantaron al unísono “El himno a la alegría” mientras que ‑como final‑ se soltaron, desde el balcón central, tres palomas (dos blancas y una morena, para que hasta en la elección de las palomas no hubiese racismo…), traídas por los propios alumnos de cuarto. La última precisamente fue a posarse junto al público de familiares, armándose el consiguiente revuelo infantil…

Todos marcharon a sus casas henchidos de alegría y paz, tratando de poner en práctica lo aprendido en el colegio para ganar ‑pacíficamente‑ el esperanzador futuro que les aguarda…

Úbeda, 30 de enero de 2012.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *