Miscelánea ubetense

El pasado 31 de diciembre falleció en Úbeda uno de los empresarios más queridos en esa ciudad: Nicolás Martínez Santisteban, que fuera fundador de las conocidas marcas Sintesur y Liderfil. Siempre llevó a Úbeda a cualquier punto de España con sus fabricados. Quedó —al fin— en manos de Jesús (la cofradía a la que perteneció toda su vida) y de su amada Virgen de Guadalupe. Perteneció a otras asociaciones piadosas y religiosas de su ciudad. Nicolás fue reconocido como empresario ejemplar por la Casa de Úbeda en Granada y los medios informativos locales ubetenses. Su entierro —celebrado en la parroquia de San Isidoro— constituyó un acto multitudinario de fervor religioso y amistoso.

Continuar leyendo «Miscelánea ubetense»

Escapada fallida

Llegó, al fin, el ansiado puente de Andalucía en nuestra tierra sevillana y en el resto de la comunidad andaluza. Mucha gente aprovecha este acueducto -más que puente- para salir de la monotonía diaria y viajar a sitios más o menos cercanos, e incluso lejanos, con el fin de alimentar esa ansia de conocer mundo (y cambiar el quehacer cotidiano) que la mayoría de los humanos llevamos dentro; unos más que otros, por supuesto, y también dependiendo de la edad y el ánimo que tengamos cada cual. Cuanto más joven se es, más energías físicas y mentales se disponen para gastar a raudales, sin que se note demasiado el derroche; mas hay otras edades más avanzadas, en la que yo ya voy entrando, en las que hay que tratar de no malgastar fuerzas ni energías, en determinados momentos, pues puede flaquear nuestra salud y/o ánimo cuando menos se espera…

Continuar leyendo «Escapada fallida»

Vicisitudes de la vejez, 34

Muchas veces me pregunto “¿qué me quedará por ver y vivir?”, con la sequía atroz que nos devora, con la Amazonia secándose sus ríos y afluentes, con la corriente del Golfo trastocada por el Niño del Pacífico, con miles de kilómetros abriéndose en canal en las profundidades del océano Atlántico, partiéndose África en dos por el Sahel, las guerras de Ucrania y Gaza, entre otras muchas…. La vida actual se está convirtiendo en un auténtico desastre con tanto bombardeo de noticias falsas que saben mejor y son más atractivas que las auténticas….

Continuar leyendo «Vicisitudes de la vejez, 34»

Entre todas las mujeres

Cuando ya me encuentro solazándome en el bonito patio del chalet de Salud, nuestra simpática maestra de patchwork, voy repasando mental y parsimoniosamente la comida que acabamos de realizar en el “Mesón-Bodega Chispa” del afamado (por la existencia de sus dólmenes y primeros pobladores) y tranquilo pueblecito sevillano, conocido por Valencina de la Concepción.

Continuar leyendo «Entre todas las mujeres»

Sonetos de Pasión y Gloria

El próximo 23 de febrero, viernes, a las 20 horas, Ramón Molina Navarrete, presentará “Sonetos de Pasión y Gloria”, su último libro sobre la Semana Santa ubetense y las cofradías de Gloria, en el Auditorio del Hospital de Santiago de Úbeda. Será su hijo, José Ramón Molina Hurtado, quien lo presentará. Sus ejemplares serán regalados a los asistentes y amigos que acudan al acto, puesto que no se va a poner a la venta en librerías. Las magníficas fotografías son de Diego Godoy Cejudo.

Continuar leyendo «Sonetos de Pasión y Gloria»

Interesantes relatos

CORAZONES CUITADOS, de Pedro Martínez G., es un libro de relatos en el que se retrata su autor, captando las esencias de su entorno más cotidiano, así como de otros eventos, acciones o culturas -lecturas incluidas- que pasadas por el cedazo de su fina inteligencia, larga experiencia y proverbial sabiduría nos ofrece un conglomerado de narraciones (unas premiadas y otras que también merecen ser distinguidas por todo lector que se precie).
Hace gala su autor de un humor negro, a veces, oportuno siempre, en el que deja para el final del relato la sorpresa de su desenlace -como buen escritor que es-, para que el agudo lector pueda o quiera adivinarlo, pero que le impactará siempre.

Continuar leyendo «Interesantes relatos»

Vicisitudes de la vejez, 33

Como tengo tanto tiempo para pensar, una pensionista muy mayor como yo, se pregunta el por qué bastantes padres actuales educan tan mal a sus hijos (salvo honrosas excepciones), con el conque de que no quieren que pasen las vicisitudes o necesidades que padecieron ellos de pequeños, los sufrimientos propios del vivir cotidiano, el aprendizaje de la vida que siempre se va tramando y trenzando de una manera no programada o accidental y habiendo muchos factores o variables que intervienen para que no se pueda llevar a cabo todo lo que a cada progenitor le gustaría para que su hijo fuese muy feliz, siempre. Cosa improbable para todo ser humano, en cualquier edad y etapa evolutiva de la que hablemos, pues del error, el sufrimiento y las contrariedades se aprende mucho más que de la vida plácida y muelle que nos proporcionen, ya que nos pueden hacer unos vagos o blandengues de campeonato…

Continuar leyendo «Vicisitudes de la vejez, 33»

Carmona: joya andaluza

Tenía muchas ganas de conocer esta bella población de casi 30.000 habitantes, tan cercana a Sevilla (a media hora, aproximadamente), donde resido y, que en mi imaginario personal gozaba de un caché que se ha visto confirmado e incrementado en estos cuatro primeros días del año que acabamos de estrenar y que hemos permanecido allí.

Continuar leyendo «Carmona: joya andaluza»

Felicidad en Los Portales

Mi hermano Saúl y yo (Abel) vamos a tratar de contar, a nuestro modo y manera, lo bien que nos lo hemos pasado este acueducto de la Constitución-Inmaculada, por mediación de nuestro ío (abuelito materno) que va a ser nuestro más fiel escribiente, expresando todo lo que nosotros hemos sentido y vivido en esos alegres y entretenidos días…
Nuestra mamá, siempre tan cariñosa y atenta con nosotros, permanentemente pensando cómo y dónde nos lo podemos pasar yupi, nos programó cuatro intensos días en una sorprendente ecoescuela y cortijada, sita en Los Portales, en el sur de la Sierra Norte de Sevilla.
El miércoles, 6 de diciembre, fue el día anunciado para entrar -de seis a ocho de la tarde- en esta hermosa finca serrana, por lo que comimos en Sevilla nosotros cuatro (mamá, el ío y nosotros dos) con la ía Margarita unas deliciosas albóndigas que tan bien sabe hacer ella.

Continuar leyendo «Felicidad en Los Portales»