Mi parecer sobre AAMSU

Perfil

Por Mariano Valcárcel González.

El 29/09/2004 fue efeméride fausta. En esta fecha, se procedía a constituir la asociación de AAMSU.

Así lo publicaba yo en el semanario local:

CONSTITUCIÓN DE LA ASOCIACIÓN DE ANTIGUOS ALUMNOS DE MAGISTERIO SAFA-ASAMBLEA Y JUNTA DIRECTIVA

Como adelantábamos en este Semanario, en el sábado 25 de este mes se celebraba en la SAFA la asamblea constitutiva de la Asociación de Antiguos Alumnos de Magisterio de SAFA de Úbeda.

En efecto, cumpliéndose el programa previsto y tras ir acudiendo los que habían anunciado su presencia, se inició la misa en la iglesia de Cristo Rey, oficiada por el padre Jesús Mendoza, uno de los que iba a ser posteriormente distinguido con una placa conmemorativa. Alrededor de sesenta personas llenaban el Aula Magna de la Escuela de Magisterio para iniciar las actividades señaladas. Los que no pudieron asistir, mandaron comunicados, que fueron públicamente leídos.

Tras unas palabras de bienvenida del hasta entonces presidente de la gestora, José María Berzosa Sánchez, y la explicación  de las gestiones realizadas por la misma, entre las que se distribuyó, a los asistentes, el estado de cuentas. 

De inmediato, se procedió a entregar los títulos de socios fundadores a quienes se encontraban en el recinto. A continuación, les fueron entregadas placas conmemorativas al padre rector de la SAFA, a Jesús Mendoza Negrillo SJ, a Manuel Contreras Gallego -director de la escuela de magisterio- y, de modo simbólico, a Jesús María Burgos Giraldo, antiguo profesor de esta escuela. Hubo palabras sentidas, tanto de quienes entregaron como de quienes recibieron dichas distinciones. Una nota anecdótica la ofreció Manuel Jesús Ballesta, que recibió, en manos de su hijito, la placa destinada al último nombrado (ausente por enfermedad).

Se pasó a la elección de la primera junta directiva de la asociación de Antiguos Alumnos de Magisterio SAFA. Al no presentarse listas alternativas, se ratificó a la anterior Junta Gestora, de la que salían voluntariamente dos miembros. En concreto, la Junta Directiva queda formada por los siguientes miembros:

Presidencia – José María Berzosa Sánchez

Vicepresidencia – Juan Jimeno Mañas

Secretaría – María del Carmen Ruiz Ara

Tesorería – José Herrador Herrador

Vocalía – Juan Ramón Martínez Elvira

Vocalía – Mariano Valcárcel González

Varios de los asistentes intervinieron para hacer aportaciones de diverso tipo, entre las que rememoraban sus vivencias dentro de este edificio de la SAFA en Úbeda, como José Martínez López o Juan Márquez Morales, a los que, como a Mercedes Alcázar Marín, trataban de expresar su agradecimiento postrero a la Institución. También se mostró el camino para instituir un premio docente, auspiciado por la Asociación y la SAFA (que se determinará sus contenidos y alcances), a cargo de José del Moral  de la Vega y la disposición expresada por Manuel Contreras para que la asociación pueda tener un portal de expresión, tanto en la revista de la Escuela de Magisterio “Aula de Encuentro”, como en el Boletín SAFA.

Una copa de vino entre los asistentes, en el comedor del centro, relajó y terminó la jornada matutina.

Por la tarde, en apretada sesión, se procedieron a determinar aspectos más técnicos y de funcionamiento, como la identificación obligatoria de quienes colaboren, tanto en los medios escritos como en la página web; la disposición de la Asociación a colaborar en actividades de la Escuela de Magisterio durante el curso y, especialmente, ante los alumnos del último curso. También se estipuló que la cuota se mantendría como ahora, con la salvedad para socios nuevos (y, sobre todo, que procedan de las nuevas promociones), de aplicarles un año gratis y, al segundo año, una reducción a 10 euros (la cuota media es de 30 €), hasta que encuentren trabajo. La necesidad de promocionar a la Asociación será una consigna para cada uno de sus miembros.

Terminadas las sesiones, parte de los asistentes, acompañados muchos por sus parejas, celebraron una cena de despedida en el Parador de Turismo.

En suma, una jornada singular e importante para los anales tanto de la Institución SAFA como para su Escuela de Magisterio, para la ciudad de Úbeda y para el colectivo de alumnas y alumnos que han pasado por las aulas de esta Escuela. Se espera, y en esto se pone el empeño, en conseguir una gran afiliación (ya hay alrededor de setenta miembros), que podría llegar a unos cuatrocientos como mínimo, dado que el potencial es de más de cuatro mil ex-alumnos. Otra meta de la recién creada asociación de Antiguos Alumnos de Magisterio SAFA es la de crear un premio docente, sea de investigación, experimentación o demás modalidades.

Bien; así se gestó esta asociación y así fue discurriendo durante años, con evidentes dificultades y, sobre todo, decaimiento del ímpetu fundacional. En su momento, yo le escribí a José María Berzosa una carta (yo ya no figuraba en la Junta Directiva), exponiéndole mi parecer sobre la deriva a la que, según mi parecer, se encaminaba la asociación: la desaparición. Las personas se iban retirando, poco a poco, del grupo y no había realmente nuevas y significativas altas.

Creo que no le sentó bien tal escrito, pues dedujo (cosa que le desmentí de inmediato) que yo quería hacerme con el timón del colectivo. No; ni entonces ni ahora pensé erigirme en cabeza visible y directiva de AAMSU, pues si así hubiese sido, hubiese presionado significativamente para ocupar alguno de los cargos (secretaría, tesorería, vicepresidencia…) que quedan; pero es que yo, si accedo a responsabilidades, es para ejercerlas y no por meras ansias de figurón. Así que, alguna vez he declinado la oferta.

Desgraciadamente, aquellas previsiones se han cumplido. En la junta del año pasado se produjo una situación algo embarazosa, por la cual, José María Berzosa anunciaba su renuncia irrevocable al cargo de presidente; cosa que respeto.

En realidad, era el clarín que anunciaba, según mi parecer, la disolución de la asociación como tal. No repetiré los argumentos que, en su día, esgrimí para considerarlo así; sin embargo, en junio pasado, José Luis Rodríguez Sánchez (compañero de mi promoción) adujo que él se podía hacer cargo, interinamente, de la presidencia y que, además y realmente legal, si se decidía la disolución debería serlo por decisión de la asamblea convocada al efecto. Llevaba razón y, por ello, habría una a final de este mes de octubre.

De poder celebrarse dicha asamblea (pueden haber dificultades logísticas) mi posición personal -yo no me escondo nunca- es que se debe dar por extinguida la asociación, de seguir en la languidez actual; no había más que constatar las mini asambleas de los últimos tiempos.

No es que me molesten los compañeros que anualmente, y por su cuenta y riesgo, acuden desde algunas provincias (y menos De Vos, que lo suyo es heroico). Gusto es conversar con ellos y tomar un vino; pero me da una pena tremenda el no haber podido hacer más por evitar el declive. Si en todo caso se decide (como se insinuó) pasar con armas y bagajes a la asociación general de antiguos alumnos, téngase en cuenta que, previsiblemente, a esta le suceda lo que a la nuestra, pues ya empiezan a declinar sus convocatorias.

En fin, amigos, que espero acontecimientos, y deseo que me den mejores noticias y mejores soluciones. Un saludo cordial a todos/as…

marianovalcarcel51@gmail.com

Autor: Mariano Valcárcel González

Decir que entré en SAFA Úbeda a los 4 años y salí a los 19 ya es bastante. Que terminé Magisterio en el 70 me identifica con una promoción concreta, así como que pasé también por FP - delineación. Y luego de cabeza al trabajo del que me jubilé en el 2011. Maestro de escuela, sí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *