Tiempos fundacionales, 4

III. VILLANUEVA DEL ARZOBISPO

LA SEGUNDA FUNDACIÓN

1) En el extremo oriental de la Loma de Úbeda, a 42 km de esta ciudad, se encuentra Villanueva del Arzobispo, localidad que ha tenido gran significación en la vida de las Escuelas.

2) Fue la segunda fundación de la Institución y su origen está íntimamente ligado con la familia Benavides.

3) Catalina Bueno, viuda de Juan Ambrosio Benavides, le cede al padre Villoslada el lujoso palacete que poseía en Villanueva del Arzobispo, más algunos bienes, para comenzar en esta ciudad unas Escuelas para niños pobres.

4) Las Escuelas se inauguraron sin especial ceremonia el 25 de octubre de 1940. Había tres secciones de Primera Enseñanza y varios grupos de Bachillerato para un total de ochenta estudiantes. En el curso 42-43 se abrió una clase de Párvulos.

5) Carmen Benavides donó a las Escuelas la casa en donde vivía, un edificio de tres plantas, muy amplio, que incluía una fábrica de aceite; y una gran finca de olivar y tierra calma llamada «Los Balcones», cerca de la aldea de Gútar.

6) Colindante con esta finca estaba otra, que el padre Villoslada adquirió con limosnas de la misma familia Benavides y unos olivos en el lugar llamado «Huertas de Enmedio» que le regalaron las hermanas Cándida y Ana María Marín Millán. Con todas estas fincas se formó una gran hacienda, llamada hoy «El Valle», de 143 ha de monte, que constituye en la actualidad la propiedad rústica más importante de la Institución.

EL SEMINARIO DE MAESTROS

1) En el año 1944, se funda en Villanueva el Seminario de Maestros. Para el Internado de la Escuela de Magisterio, el padre Villoslada construyó en el jardín una gran pabellón de tres pisos y 300 m2 de planta, con dormitorios, aseos, cocina y comedor. Fue, al parecer, la primera construcción que realizó la Institución.

MARCHA DEL SEMINARIO DE MAESTROS Y NUEVO INTERNADO

1) A principios del curso 1948-49 se trasladó el Seminario de Maestros al colegio de Úbeda.

2) Este hecho originó una nueva etapa en el colegio de Villanueva. A un internado sucedió otro con los niños más necesitados del pueblo y su comarca. En el curso 1949-50, el centro contaba con siete unidades de Primaria, tres de ellas para internos. La matrícula total era de 235 alumnos.

LAS ESCUELAS AGRÍCOLAS

1) Para la creación de una Escuela Agrícola, el padre Villoslada aducía ante los distintos ministerios las mismas razones:

a) El carácter eminentemente agrícola de la provincia de Jaén.

b) La urgencia de industrias alimenticias que ocuparan a los aceituneros en los meses en que no trabajaban.

c) La necesidad de personal especializado.

d) La oportunidad de poder aprovechar la finca «El Valle».

2) Sólo consiguió algunas subvenciones de los Ministerios que se aplicaron al sostenimiento de la Escuela.

3) En 1957, el padre Bermudo, Rector de la Institución, también pretendió establecer en Andújar, en el cortijo de «El Gitano», una Escuela de Capataces Agrícolas; y esta vez fueron los grandes agricultores andaluces los que no se comprometieron a becar a sus futuros encargados.

***

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *