Premio Jovellanos

 

10-05-07.
Querido José María: Te adjunto este documento con la entrevista y foto correspondiente que ha aparecido en El Comercio de Gijón. Estando en Andorra, en el Instituto español, invitado por la Embajada de España, me llamaron del Ateneo Jovellanos de Gijón para comunicarme el fallo de novela corta Ateneo Jovellanos. La sorpresa fue mayúscula. Y agradable. Te mando esta noticia por si quieres incluirla en nuestra página web. Un abrazo. Manolo Jurado.
***

AUTOR. Manuel Jurado ha obtenido el premio Ateneo.
APUNTES. Nacimiento: Sevilla, 1942. Profesión: catedrático de Lengua y Literatura en el IES Velázquez, de Sevilla. Creación: ha publicado más de veinte libros de poesía, cinco novelas y varios volúmenes de relatos. Premios: Felipe Trigo, Ciudad de Irún, Miguel Hernández y Buero Vallejo de teatro, entre otros.

«Me niego a pensar que la literatura sea para unos pocos»

El escritor sevillano plantea en Huellas en el aire la historia de «un ser poco común, con especiales dotes perceptivas»
ALBERTO PIQUERO/GIJÓN
El Premio de Novela Corta Ateneo Jovellanos se estrenó con aires andaluces, los que aporta el sevillano Manuel Jurado López, que con su obra Huellas en el aire se hizo acreedor de un galardón dotado con tres mil euros. El sevillano festejó su suerte lejos del Sur, en Andorra, donde se encontraba ayer invitado por el Instituto Español para dar unas conferencias.
—¿Cuáles son las ‘huellas en el aire’ que se han hecho acreedoras del premio?
—Es una novela que me ha tenido ocupado a lo largo de tres años, acerca de un ser poco común que acaba siendo un gran perdedor.
—¿En qué tiempo y escenarios transcurre la narración?
—Desde finales del siglo XIX, hasta la posguerra. Y el lugar es una población sureña, que se encubre con el nombre de Montalgaida. El relato tiene bastante de alegórico. Por otra parte, es un homenaje a un doblado del mapa, pues el personaje procede de tierras norteñas.
—¿En qué radica el carácter extraordinario del protagonista?
—Posee dotes especiales, auditivas, perceptivas… Y es un soltero de vocación, al que finalmente relega el propio amor en favor de un sobrino. El amor elige la juventud. Y él envejece con elegancia.
—¿Qué dificultades plantea la novela corta como género?
—Sobre todo, la condensación de los tiempos, sin que se pierda la fuerza narrativa. Lograr que los saltos temporales parezcan naturales. A mí me parece un género particularmente difícil.
—Sin embargo, usted frecuenta una gran diversidad de géneros, desde la poesía al teatro…
—Sí, debo padecer algo así como una esquizofrenia literaria… Comencé con la poesía y después me refugié en el relato para continuar sintiéndome vivo. Es posible que tenga una cierta facilidad, pero lo que hago, sobre todo, es trabajar a diario.
—En teatro, le han otorgado el Premio Buero Vallejo, por La virreina.
—La verdad es que era mi primera obra y he tenido esa fortuna. Pero el teatro es diferente al resto de los géneros, interviene el factor comercial.
—¿Le influye en sus creaciones el ser catedrático de Lengua y Literatura?
—Sin duda. Influye en el conocimiento metodológico y en forma autocrítica. Aunque la materia prima de la creación es eso a lo que llaman inspiración.
—En su doble condición de profesor y escritor, ¿qué papel se le reserva a la literatura en estos tiempos?
—Me niego a pensar que esté reservada para unos pocos que estamos fuera de órbita. Y tampoco creo que tenga una misión salvadora. La literatura permite entrar en otros mundos. Y eso da igual que venga escrito en un papel o a través de internet. Mientras haya un emisor y un receptor, habrá literatura.
—Algunas de sus obras han sido traducidas a varios idiomas, incluyendo el árabe. ¿Qué vínculos tiene con esa cultura?
—Los que tiene Andalucía. La cultura andalusí es excepcional, la filosofía sufí arábigo-andaluza, la arquitectura, la cultura del agua y la luz, la música… Y todo eso ocurría cuando Europa estaba barbarizada.
—En consecuencia, ¿alianza de civilizaciones?
—Hay que acercarse a todas las civilizaciones con dignidad y humildad, analizarlo todo y quedarse con lo mejor de cada una de ellas.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *